Tras la reciente reforma que hicieron los diputados a la ley de anda, la autónoma estudia mecanismos para su aplicación.

El objetivo es que anda no realice cobros excesivos a los usuarios que no reciban el servicio de agua potable.