Un promedio de 8 personas están muriendo cada día en el país.

Entre los casos más impactantes de los últimos días, están la masacre de una familia completa en Chalchuapa y el asesinato de una mujer a quién le dejaron su hijo deambulando en una finca de Ataco.