Una madre de familia dijo que la policía del condado de Montgomery y las autoridades de un centro educativo cometieron actos de racismo al investigar a su hijo por utilizar billetes de juguete.