Canal 33 en Facebook
Canal 33 en Twitter
Canal 33 en YouTube.
Abrir transmsión en vivo del Canal 33 de El Salvador
Programación Sobre Nosotros Contáctenos

#AnécdotasDeportes33 – 108 años con la Maldición de la Cabra.

#AnécdotasDeportes33 – 108 años con la Maldición de la Cabra.

06 de Octubre de 1945, los Chicago Cubs recibían en el estadio Wrigley Field a los Detroit Tigers en el cuarto duelo de la Serie Mundial. El equipo local lideraba la serie 2-1.

A ese partido llegó un fiel aficionado de los cachorros, Billy Sianis, inmigrante griego dueño del bar Billy’s Goat (La Cabra de Billy), quien había comprado dos entradas, una para él y otra para su mascota de nombre: Murphy, que casualmente era una cabra. Podría deducirse que lo hizo como una táctica para aprovechar la magnitud del evento y con ello publicitar su negocio.

El problema inició cuando los encargados de seguridad en el estadio no permitieron ingresar a Sianis con su cabra. Este pidió conversar con el presidente del equipo, Philip K. Wrigley, pero el dirigente le mandó a decir que podía entrar siempre y cuando fuese sin la cabra porque el animal “apesta”.

“Los Cubs no ganarán nunca más. Los Cubs nunca ganarán la Serie Mundial hasta que no le permitan a Murphy ingresar al Wrigley Field”, sentenció Sianis al retirarse del coloso. Y así fue, los cachorros perdieron todas las Series que disputaron iniciando por esa. “¿Y ahora quién apesta?” le escribió en una carta al dueño del equipo.

De ahí partió la reconocida “Maldición de la Cabra”, una de las más curiosas y extensas historias que se conocen en el deporte.

La última vez que los Chicago Cubs habían ganado el título fue en 1908 y aunque este ‘maleficio’ comenzó en 1945, muchos aficionados atribuyen esa mala racha a Billy Sianis porque coincidía con el año en el que inmigró de Grecia a Estados Unidos. Es por ello que aseguraban cargar con 108 años de maldición.

Todo terminó ayer, los Cubs derrotaron a los Indians 8-7 en el último juego de la Serie Mundial y se proclamaron campeones de la Major League Baseball, pero sin duda les costó un buen rato quitarse de encima ese mal augurio. 

< REGRESAR

1