Canal 33 en Facebook
Canal 33 en Twitter
Canal 33 en YouTube.
Abrir transmsión en vivo del Canal 33 de El Salvador
Programación Sobre Nosotros Contáctenos

#AnécdotasDeportes33 – El Salvadoreño que perteneció a tres equipos distintos en un mismo día.

#AnécdotasDeportes33 – El Salvadoreño que perteneció a tres equipos distintos en un mismo día.

15 de Junio de 2009, por la mañana, Lisandro Pohl, presidente de Alianza Fútbol Club, confirma ante diversos medios la incorporación de un nuevo futbolista a la plantilla: Julio Enrique Martínez, extremo derecho, proveniente de Asociación Deportiva Isidro Metapán.

Martínez llevaba varias temporadas a gran nivel, siendo pilar fundamental en el esquema de Edwin Portillo (ex Director Técnico calero) con quien logró un par de títulos.

Cuando el nacido en Coatepeque recibía el balón era un tren imparable por la banda, siempre ganaba línea de fondo y colocaba centros justo donde la pidieran sus compañeros, a parte de su excelente pegada en tiros libres. Estos atributos convencieron ampliamente a Carlos de los Cobos, seleccionador nacional en ese momento, para llamarlo y con ello vestir la azul y blanco.

Con la selecta sus actuaciones fueros sobresalientes, de hecho, una de estas fue cuando abrió el marcador en aquel emocionante partido frente a México dónde les derrotamos por 2-1. Como era de esperarse, algunos equipos extranjeros fijaron la vista en Martínez.

Pohl, había estado negociando con el Club León, equipo de la segunda división de México en aquel entonces, por los servicios de Cristian Castillo y Rodolfo Zelaya, otros destacados futbolistas criollos que pertenecían a Alianza, pero la institución azteca quería llevarse a tres en combo. Justamente ese combo lo completaba Julio Martínez.

El dirigente blanco sabía que fichar a Martínez para venderlo posteriormente al León le traería mayores dividendos económicos, por ello centró sus esfuerzos en adquirirlo.

Más tarde, ese mismo Lunes 15 de Junio, Pohl volvía a compadecer ante los medios, esta vez para confirmar la venta de los tres jugadores salvadoreños al equipo mexicano.

Y así fue como Julio Martínez, pasó de ser futbolista metapaneco, luego albo y finalmente pertenecer a un club esmeralda en menos de 24 horas. Llámese suerte o desventura, lo cierto es que el extremo derecho cumplió su sueño de jugar fuera de las fronteras patrias.

< REGRESAR

1